Cambiemos Murcia acusa a Cámara de entorpecer la labor de la Justicia

El concejal de Cambiemos Murcia Nacho Tornel ha dicho hoy que el exalcalde Miguel Ángel Cámara está entorpeciendo la labor de la Justicia al asegurar a las puertas de la Ciudad de la Justicia que desconoce quién ordenó el derribo de la escuela infantil de La Paz en 2007.

Para Tornel, “es increíble que Cámara nos haga creer que no ha sabido nada de esta actuación durante nueve años; él, que fue garante del proyecto de rehabilitación del barrio y máximo responsable municipal cuando se llevó a cabo el derribo”.

Además, ha recordado que antes de que tuviera lugar el derribo el promotor inmobiliario José López Rejas, imputado al igual que Cámara en el caso, señaló el solar que ocupaba la guardería como el espacio ideal para iniciar el proyecto de recuperación de La Paz.

Tornel ha opinado que las declaraciones del exregidor de Murcia han añadido “más confusión” al caso, que lejos de resolverse y cerrarse, adquiere una mayor dimensión porque “mañana puede ser derribada otra escuela municipal y el alcalde de turno alegar que él no ha sido”.

A su juicio, Cámara debería haber comparecido en sede judicial “hace mucho tiempo” y de manera voluntaria, ya que fue el “máximo responsable”, como regidor en aquel de momento, de la decisión de derribar el centro educativo municipal.

El edil ha recordado que la guardería no se demolió porque tuviera problemas, sino porque el PP “había hecho varias promesas de fechas concretas para el inicio de la rehabilitación del barrio y como no las cumplieron derribaron el centro al objeto de prolongar una mentira extendida en el tiempo”.

La gestión municipal en torno a la recuperación de La Paz “siempre ha bordeado lo legal”, señala Tornel, quien recuerda que dos meses antes del derribo el Ayuntamiento disolvió el Patronato Municipal de Escuelas Infantiles “sin ningún motivo” y con el fin de que los grupos municipales representados en ese órgano no pudieran denunciar la demolición.

“También desde el equipo de Gobierno se fuerzan informes de funcionarios que en ningún momento argumentan ni reclaman esta actuación en la guardería, y posteriormente, en Junta de Gobierno, se toma la decisión de tirarla sin que este tema fuera un asunto del orden del día”.

Asimismo, ha calificado de “inconcebible” el hecho de que nadie dé el nombre de quien ordenó la demolición, a excepción de un funcionario municipal que señaló directamente a la Alcaldía. “No se puede justificar esta situación porque el hecho de que nadie sepa nada es sinónimo de que se está ocultando la verdad”, ha sostenido.

Autor: Cambiemos Murcia

Comparte este artículo en