Nuestra crónica de la protesta contra el Pregón Taurino

Ayer nuestra concejala Margarita Guerrero participó en la concentración y performance contra el pregón taurino. Aquí os dejamos su pequeña crónica.

Colectivos animalistas de la Región convocaron concentración frente al lugar donde se celebró el pregón taurino que da inicio a la Feria Taurina. Este año tienen hasta quince actividades entre corridas de toros, novilladas, aperitivos… Además es bueno recordar que estas “fiestas” -por llamarlas de algún modo- cuentan con todo el apoyo institucional del gobierno municipal y regional, ambos del PP, que la Escuela Taurina recibe 40 000 € cada año más ayudas indirectas y que todo este tinglado cuenta con mucha, mucha, pero mucha publicidad.

Este año no podíamos dejar de mostrar nuestro rechazo por lo que entendemos una modelo de festejo totalmente anacrónico. Por eso, además de participar en la acostumbrada concentración, me sumé a la performance que simulaba a la cuarentena de animales, de toros, que morirán durante estas dos semanas. La acción trascurrió con protestas, sí, no lo vamos a negar, pero también con respeto. De hecho la mayoría de las consignas eran de este tipo:

¡Cultura, El Quijote, vergüenza el capote!

¡Nuestros impuestos pagan tortura!

¿Cómo os puede divertir, ver a un animal sufrir?

¡Evolución para la Región!

¡Tauromaquia abolición!

¡Aquí estamos, nosotros no matamos!

¿Por qué las destaco? Porque hoy, un días después, no falta algún medio resaltando en sus tendenciosos titulares los “insultos de los antituarinos”. Quien conoce el movimiento animalista y esta lucha bien sabe que es pacifista por definición, que quienes estamos en contra de la tortura estamos en contra de todo tipo de violencia. Es bueno recordarlo para que no caigamos en sus trampas.

Es muy llamativo que intenten manchar la imagen del movimiento cuando los que se ponen violentos son los taurinos que no dudaron en hacer gestos a quienes nos manifestábamos y dedicarnos toda clase de improperios. Ellos acostumbrados a disfrutar con la violencia, no dudaron en usar la violencia verbal contra nosotras.

Por último, y no menos importante, gracias a todas las personas que se sumaron a la acción ayer fuimos más que el año pasado. Seguro que cada día sumaremos más gente porque jamás puede escudarse la tortura en una cuestión de tradición. Juntas conseguiremos que esta sociedad evolucione y deje atrás este tipo de festejos sangrientos. No pararemos hasta la abolición.

¡TORTURA NO ES CULTURA!

Autor: Cambiemos Murcia

Comparte este artículo en