Limpiadoras de colegios públicos se concentran por el aumento de la carga de trabajo en el nuevo pliego de condiciones

Trabajadoras de limpieza de colegios públicos del municipio se han concentrado esta mañana frente al Ayuntamiento de Murcia para denunciar que el pliego de condiciones del nuevo contrato, lejos de solucionar los problemas que dio el anterior, suscrito con Ferrovial, “sigue incluyendo una carga de trabajo imposible de asumir por la plantilla actual”.

Ferrovial ha sido sancionada por el Consistorio en dos ocasiones desde que inició el contrato en agosto de 2016, una poco después de firmarlo y otra recientemente, por no cubrir las horas de trabajo que necesita cada centro educativo, lo que repercute en la calidad del servicio ofrecido.

Con el  pliego de condiciones del nuevo contrato, que se efectuará a partir del próximo 31 de julio, fecha en la que vence el contrato con Ferrovial, “los problemas siguen siendo los mismos puesto que no se prevé aumentar la plantilla ni el número de horas, pero sí la cantidad de espacios que se va a limpiar”, ha asegurado Conchi, una de las trabajadoras concentradas.

“No se puede exigir el doble con el mismo personal”, señala Elena, otra de las empleadas, quien se ha lamentado de que sean tanto la plantilla como los niños de los centros educativos públicos del municipio “quienes paguen el pato” de los problemas del contrato por parte de la Administración local.

El nuevo pliego de condiciones recibió una veintena de alegaciones en las que se denunciaban que no se había tenido en cuenta a sindicatos, trabajadoras y grupos municipales para elaborarlo, la no inclusión de cláusulas sociales y otros aspectos recogidos en el pliego que son “imposibles de cumplir” por la plantilla, dado el número de horas que se incluye en sus contratos.

Autor: Carlos Egio

Comparte este artículo en

Deja un comentario