Cambiemos Murcia presenta la candidatura “más joven, rebelde y con más experiencia” a las elecciones municipales del 26M

Cambiemos Murcia ha presentado hoy en rueda de prensa la candidatura con la que concurrirá a las elecciones municipales del próximo 26 de mayo, una lista que se erige como “la más joven, rebelde y con más experiencia” de los grupos municipales de izquierda, y que ha resultado de un proceso de primarias en el que han participado 791 personas.

A la presentación han asistido el concejal y candidato a la alcaldía de Murcia, Sergio Ramos; la también edil y número 2, Margarita Guerrero; la número 3 y vocal de Cambiemos en Los Dolores, Mercedes Nicolas, y otras integrantes de la candidatura como Ana Serrano (vocal en El Palmar), Manel Aparicio (coordinador del grupo sectorial de Derechos de los Animales) y Germán Hernández.

Ramos ha explicado que Cambiemos Murcia es “un espacio fuerte” que ha demostrado “ser capaz de implementar procesos de democracia radical” para poner la política al servicio de la ciudadanía.

“Repetimos en dos concejales -el propio Ramos y la número 2, Margarita Guerrero- mientras el resto de la candidatura está conformada por vocales que han estado trabajando en los últimos cuatro años en las juntas del cambio y que han demostrado saber gestionar mejor que el Partido Popular”, ha señalado el cabeza de lista.

Se ha mostrado convencido de que Cambiemos Murcia “está preparada” para gobernar en el Consistorio “desde el minuto cero”, centrando su objetivo en “expulsar al PP y las políticas de derechas” que ese partido “ha puesto en marcha con Ciudadanos y también, tristemente, con el PSOE”.

Ramos ha recordado en este sentido que “dos de los cuatro presupuestos aprobados por el equipo de José Ballesta -alcalde de Murcia- han sido respaldados con los votos del Grupo Socialista”.

Por parte, para el concejal, “está claro que el PSOE, cuando no depende de partidos de izquierdas, en este caso de Cambiemos Murcia, suele hacer políticas muy tibias e incluso políticas de derechas”.

El edil ha indicado que “expulsar al PP” es “una urgencia social” puesto que este, con sus políticas, “ha hecho de Murcia una ciudad más pequeña, con un centro histórico al que se destina gran parte de la inversión mientras las pedanías y los barrios están totalmente abandonados”.

“Murcia necesita un nuevo modelo de ciudad pactado y consensuado por todos los agentes sociales que sea más inclusivo e integre a todos los barrios y pedanías” porque el municipio “no solo es el centro”, ha manifestado Ramos, tras insistir en que la de Cambiemos Murcia es “una candidatura de pedanía que viene a tomar La Glorieta”.

Por su parte, Margarita Guerrero ha destacado que se trata además de una candidatura feminista, tanto por su composición como por las propuestas políticas que plantea implementar para propiciar un “cambio de gobierno” a partir del próximo junio que haga frente a las “políticas continuistas” de Ballesta.

El equipo de Gobierno, en palabras de Guerrero, “ha llenado Murcia de publicidad, propaganda y luces LED”, y ha sido “incapaz” de afrontar problemas como la contaminación atmosférica o la movilidad ciudadana.

Asimismo, la apuesta de Cambiemos Murcia pasa por impulsar políticas que coloquen “a las personas y a los cuidados” en el centro, defiendan “a ultranza” los servicios públicos e impulsen “una Murcia integradora y solidaria; una Murcia que defienda los derechos humanos de absolutamente todas las personas sin importar su procedencia, condición sexual o raza”.

Mercedes Nicolás ha llamado la atención sobre el hecho de que la mayor parte de los integrantes de la lista trabaja en asambleas de barrio y en colectivos sociales, o directamente en las vocalías de las juntas municipales, donde han podido contribuir a mejorar la transparencia y la participación ciudadana.

“Somos personas que no nos vamos a dedicar a la política, sino a trabajar porque la gente pone en nuestras manos la gestión del municipio, y esta empieza en las pedanías y barrios. Sin vocales no tendremos concejales. Tenemos que hacer un municipio en el que vivir en pedanía o en el centro sea exactamente igual; que el acceso a los servicios públicos sea el mismo, con las mismas garantías, y que no importe vivir en Lobosillo o vivir en la Gran Vía”, ha concluido.

Author: Silvia Cabrera

Share This Post On

Deja un comentario